Party City se declara en bancarrota en medio del aumento de los precios

AP/CBS

Party City solicitó la protección por bancarrota del Capítulo 11 después de luchar con el aumento de los precios y un retroceso en el gasto de los clientes.

La cadena de suministros para disfraces y fiestas está planeando una reestructuración acelerada que, según dijo, reduciría sustancialmente su deuda y liberaría efectivo.

La compañía, fundada en 1986 y con sede en Woodcliff Lake, Nueva Jersey, donde trasladó su sede en octubre de 2022, dijo que sus tiendas franquiciadas, subsidiarias fuera de EE. UU. y su negocio de globos de aluminio Anagram no son parte de la reestructuración y permanecerán componentes centrales de su negocio.

Party City Holdco, dijo que sus más de 800 tiendas de franquicias y propiedad de la compañía en toda América del Norte permanecerán abiertas, y los clientes aún pueden comprar en el sitio web de la compañía.

La compañía ha asegurado un compromiso de $150 millones en financiamiento de deudor en posesión. Dijo que el financiamiento, que está sujeto a la aprobación de la corte, proporcionaría suficiente efectivo para continuar con las operaciones.

Durante años, Party City se ha enfrentado a una competencia cada vez mayor de Walmart y Target y, cada vez más, de tiendas emergentes basadas en ocasiones especiales, como Spirit Halloween. Esa presión se ha intensificado en una era de aumento de los precios, incluido el del helio utilizado en los globos de fiesta, y la desaceleración de la demanda de los consumidores.

En noviembre, Party City informó que sus pérdidas trimestrales se ampliaron, lo que refleja una caída del 3,2 % en las ventas en tiendas comparables. Las ventas generales estuvieron dentro de las expectativas, pero en el extremo inferior.