diariolibre.com

La única superviviente del accidente aéreo ocurrido el pasado 18 de mayo en La Habana, Cuba, la joven cubana Mailén Díaz, mantiene hoy una estabilidad “sostenida” aunque todavía se encuentra en estado crítico de su evolución con riesgo de complicaciones, según el último informe del hospital donde permanece ingresada.

Díaz Almaguer, de 19 años, presenta actualmente un buen nivel de conciencia, se comunica con el equipo médico y sus familiares y se muestra cooperativa al tratamiento, señala el parte difundido este viernes y firmado por el director del hospital universitario Calixto García de La Habana, Carlos Alberto Martínez.

El desastre aéreo dejó 112 personas fallecidas, de ellas, 101 cubanos y once extranjeros: siete mexicanos -incluidos los seis miembros de la tripulación y una turista-, dos argentinos y dos saharauis residentes en la isla, uno de los cuales tenía también nacionalidad española.

El Instituto de Aeronáutica Civil de Cuba (IACC) encabeza una comisión que investiga el accidente del avión, cuyas cajas negras han sido enviadas a los Estados Unidos para su análisis por expertos cubanos y de la compañía fabricante de la aeronave.